Policiaca

Por la espalda mataron al hombre en restaurante de mariscos en Culiacán

Tras los peritajes se dio a conocer que el hombre muerto en un restaurante de marisco en Culiacán, falleció por un balazo en la espalda

Por  Ángel Zamudio

Los trabajos de peritaje se hicieron a puerta cerrada.(Foto El Debate)

Los trabajos de peritaje se hicieron a puerta cerrada. | Foto El Debate

Culiacán, Sinaloa.- Un asesinato más se registró durante las primeras horas de la madrugada del lunes, cuando un hombre fue ejecutado dentro de un restaurante de mariscos, ubicado en Desarrollo Urbano Tres Ríos. A los presuntos responsables no les importó que dicho establecimiento estuviera a unos cuantos metros de las oficinas de la Fiscalía General de Justicia del Estado.

El occiso fue identificado con el nombre de Iván Alejandro N., de 38 años de edad, quien al parecer fungía como gerente del negocio y era vecino de la colonia 6 de Enero.

Se dijo que el homicidio pasó después de que el ahora fallecido discutiera con otro hombre.

El asesinato de Alejandro fuera de los mariscos

Serían aproximadamente las 01:20 horas cuando se recibía el reporte al servicio de emergencias de que en el restaurante asentado por el bulevar Sánchez Alonso, frente a las oficinas de la Fiscalía, un individuo había disparado contra un empleado.

A los pocos minutos del reporte llegaron patrullas de la Fiscalía General para verificar los hechos.

A su llegada fueron abordados por los trabajadores del lugar, quienes explicaron a los agentes que el agredido estaba en el estacionamiento interior del local con una herida de bala en su humanidad.

Después de escuchar los relatos, los uniformados de inmediato se adentraron al sitio para revisar las instalaciones, encontrando a la víctima tendida en el suelo. Tras la revisión, custodiaron el área para que los paramédicos de Cruz Roja, que ya habían llegado para atender al lesionado, le brindaran los primeros auxilios.

Los socorristas no pudieron hacer nada por el infortunado, ya que este ya había fallecido a causa de un disparo en la espalda, y posteriormente lo cubrieron con la sábana azul. 

Después de que se dio la confirmación del deceso, los agentes que actuaron como los primeros respondientes acordonaron la entrada del estacionamiento para que se hicieran las labores forenses.

Investigación

El punto ya era fuertemente custodiado por las autoridades, cuando lo investigadores y los peritos llegaron para iniciar los trabajos de campo.

Mientras se hacían las funciones de criminalística, los investigadores de homicidios se entrevistaron con el personal del negocio. Ellos dijeron que, cuando estaban haciendo sus labores, escucharon la discusión y, posteriormente, una detonación de arma de fuego; al salir a ver que había pasado, encontraron a su compañero en el piso con manchas de sangre sobre su espalda. 

No pudieron ver al agresor, quien tras cometer el acto huyó rápidamente con rumbo desconocido sin que se pudiera conocer sus rasgos o qué tipo de ropa vestía.

Los investigadores tomaron todos los datos de lo ocurrido, y se dijo extraoficialmente que se revisarían las cámaras de los alrededores para tratar de encontrar más detalles.

Tras concluir las pesquisas, se hizo el traslado del cuerpo al anfiteatro para su posterior entrega.

Averiguación

En las estructuras del edificio de la Fiscalía se encuentran cámaras de vigilancia, en las que pudo haber quedado registro del presunto responsable cuando escapó.