Policíaca

Trabajador del Hospital Civil muere en choque en la Culiacán - Navolato

El hombre murió al instante al impactar contra un árbol ubicado a la orilla de la carretera Culiacán-Navolato, en la zona de la Curva de Vázquez

Por  Ángel Zamudio

El árbol fue arrancado desde el tallo.(Foto: Marco MIllán / El Debate)

El árbol fue arrancado desde el tallo. | Foto: Marco MIllán / El Debate

Navolato, Sinaloa.- A muy temprana hora del domingo se registró un fuerte accidente automovilístico donde un hombre murió instantáneamente al chocar contra un árbol a la orilla de la carretera Culiacán-Navolato.

El infortunado fue identificado en el lugar con el nombre de Martín Oniel, de 38 años de edad, quien era trabajador del Hospital Civil de Culiacán y tenía su domicilio en la comunidad de El Potrero de Sataya.

De las causas del accidente fueron los investigadores del grupo Ares quienes se hicieron cargo.

Tragedia

Los cuerpos de rescate de Navolato fueron alertados a temprana hora a través del número de emergencias 911, donde daban aviso y solicitaban su presencia en la zona conocida como la Curva de Vázquez, en la carretera ya mencionada, donde un automóvil se impactó contra un árbol.

De igual manera agentes de Tránsito municipal adscritos al municipio cañero tomaron rumbo al lugar.

Tras unos minutos, los rescatistas llegaron y confirmaron el percance al encontrar el cuerpo de un varón tendido en el pavimento, obstruyendo uno de los carriles de la rúa, por lo que paramédicos lo revisaron y solo confirmaron el deceso. 

De acuerdo con los automovilistas que pasaban por el lugar y que presenciaron los hechos, el infortunado circulaba con dirección de oriente a poniente, cuando perdió el control del volante del vehículo Honda Accord color dorado que conducía, y se estrelló contra un árbol a la orilla del camino, mismo que arrancó desde el tallo; por la magnitud del golpe Martín salió expulsado, quedando sin vida al instante.

La unidad presentó severos daños en la carrocería.

El apoyo

Tras lo ocurrido iniciaron los protocolos por parte de los agentes de vialidad, quienes pusieron conos de seguridad para prevenir a los que pasaban en sus carros.

Peritos e integrantes del grupo de investigación ARES llegaron y se encargaron de hacer las diligencias para saber cómo había pasado el lamentable accidente.

Entre las pertenencias del fallecido se encontró una credencial, con la que se confirmó que era trabajador del Hospital Civil.

Al terminar con el peritaje, el cadáver fue llevado al anfiteatro para la autopsia y los trámites correspondientes para su entrega. 

Por su parte, el escuadrón de Bomberos de Navolato ayudó en las maniobras y controlaron el derrame de líquidos del auto.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo