Política

México busca neutralizar amenaza de aranceles de Estados Unidos

Tras el anuncio de Donald Trump de imponer a México un arancel de 5% que crecería a medida que no detenga el flujo migratorio y el narcotráfico en la región, se desplegó una embajada para llegar a acuerdos diplomáticos

Por  AP

El secretario de Asuntos Exteriores de México, Marcelo Ebrard, habla en una conferencia de prensa en la embajada de México en Washington, el martes 4 de junio de 2019, como parte de una delegación mexicana para conversaciones tras las amenazas arancelarias de la administración de Trump(AP)

El secretario de Asuntos Exteriores de México, Marcelo Ebrard, habla en una conferencia de prensa en la embajada de México en Washington, el martes 4 de junio de 2019, como parte de una delegación mexicana para conversaciones tras las amenazas arancelarias de la administración de Trump | AP

Washington.- México desplegó una embajada que esta semana buscará neutralizar la amenaza del presidente de Estados Unidos Donald Trump de imponerle un arancel del 5%.

Representantes del alto gobierno, el sector privado y legisladores conforman la mayor delegación mexicana que llega a Washington desde que el presidente Andrés Manuel López Obrador asumió el poder en diciembre.

La versátil ofensiva, que empezó apenas horas después de que el presidente Donald Trump anunciara por Twitter su intención de imponer el arancel a los productos mexicanos, busca lograr un compromiso que evite ese tributo antes de que entre en vigor el lunes.

El primer momento crítico ocurrirá la tarde del miércoles, cuando el canciller mexicano Marcelo Ebrard converse con el secretario de Estado Mike Pompeo durante una reunión en la Casa Blanca encabezada por el vicepresidente Mike Pence.

Trump realiza esta semana una visita oficial al Reino Unido, aunque ha reiterado en Twitter sus amenazas de imponer el arancel si México no adopta más medidas para detener los flujos migratorios.

Como señal de buena fe, México debe detener inmediatamente el flujo de personas por su territorio y hacia nuestra frontera sur. ¡Pueden hacerlo si quieren!

Escribió Trump el 3 de junio, lo que causó un revuelo en las redes sociales por parte de demócratas, republicanos y miles de mexicanos.

Un funcionario mexicano conocedor de la relación bilateral dijo que el esfuerzo de persuasión incluye reuniones con legisladores, centros de estudios, empresarios y gobernadores.

La meta es comprar tiempo. Tratar de que la amenaza no se active

Dijo el funcionario, que solicitó el anonimato por no estar autorizado a conversar con periodistas.

El funcionario dijo que la dinámica política interna impide a México alardear públicamente de las medidas que ha adoptado para combatir la migración no autorizada.

Hay una línea fina entre lo que podemos decir y lo que no. Estados Unidos sabe dónde estamos situados y sigue presionando. Estamos entre la espada y la pared

Indicó. La coyuntura ha permitido a México ganarse el apoyo de sectores influyentes en Estados Unidos que rechazan el arancel por considerar que perjudica a ambas naciones debido a la integración que han logrado sus economías.

La mayoría de las exportaciones mexicanas van a Estados Unidos y México es el principal socio comercial de Estados Unidos.

Tom Donohue, el presidente de la Cámara de Comercio de Estados Unidos, visitó la embajada mexicana el martes y planeaba reunirse con líderes empresariales mexicanos esta semana. La Cámara dijo recientemente que evaluaba acciones legales para impedir la entrada en vigencia del tributo.

Familias y empresas estadounidenses pagarán los aranceles sin lograr nada que resuelva los problemas verdaderos en la frontera

Dijo el vicepresidente ejecutivo de la Cámara, Neil Bradley.

La delegación mexicana incluye al senador Héctor Vasconcelos, el diputado Mario Delgado y el presidente del Consejo Coordinador Empresarial, Carlos Salazar.

Trump anunció sus intenciones de imponer un arancel el 30 de mayo, el mismo día que López Obrador informó que su gobierno comenzaba el proceso de ratificación legislativa del nuevo acuerdo comercial entre México, Estados Unidos y Canadá.

El T-MEC busca reemplazar al tratado de libre comercio y las principales objeciones provenían de congresistas demócratas escépticos sobre la implementación de reformas laborales en México.

Pero ahora los aliados republicanos de Trump advierten que el arancel pone en riesgo el acuerdo comercial.

Jorge Guajardo, director senior de la consultora McLarty Associates, dijo que la pronta respuesta de México demuestra que toma la situación con gran seriedad, pero la misión depende principalmente del humor de Trump.

No hay nada que México u otro país pueda hacer

Dijo Guajardo, quien se desempeñó como embajador mexicano en China.

Por su parte, Ebrard lleva una estadía prolongada en Washington reuniéndose con funcionarios estadounidenses y alertando en conferencias de prensa sobre los perjuicios de los aranceles para ambos países.

¿Entonces qué estamos haciendo? Diplomacia ¿En qué es especialista México? En diplomacia con Estados Unidos. Doscientos años

Dijo Ebrard con una amplia sonrisa.