Política

Morena apostaría por la actualización del IEPS

Diputados panistas se posicionan en contra de la medida; mientras diputadas morenistas defienden la iniciativa

Por  Ramón Verdín

Merary Villegas, diputada de Morena(Foto: El Debate)

Merary Villegas, diputada de Morena | Foto: El Debate

Los diputados federales panistas Absalón García Ochoa y Carlos Humberto Castaños atacaron la iniciativa del legislador Alfonso Ramírez Cuéllar que pretende establecer con base en la inflación el impuesto especial sobre productos y servicios (IEPS), especialmente en lo que concierne a bebidas alcohólicas, cigarros, derivados del tabaco, bebidas energéticas y la denominada comida chatarra.

No obstante, la diputada sinaloense Merary Villegas Sánchez afirmó que la propuesta de Ramírez trataría de eliminar los cambios abruptos que suceden eventualmente con el IEPS y poner como medida las tasas inflacionarias. 

Carlos Castaños, militante del Partido Acción Nacional (PAN), aceptó que el proyecto de la fracción de Movimiento Regeneración Nacional (Morena) incluye un aumento progresivo al IEPS para estos productos e indicó que el partido en el poder ha señalado en diversos comunicados que esta es «una oportunidad para recaudar más», que «ayudaría a la reducción del consumo de estos productos» y que «hay un enorme costo que el erario tiene que cubrir en tratamiento y prevención de sobrepeso, obesidad, diabetes y cáncer». 

Rechazo

En este tenor, el panista acusó que «es probable que sean los cambios que vendrán en la reforma fiscal de septiembre».

«El manejo político y mediático de este Gobierno ha puesto en duda el beneficio que puede traer una reforma como esta y puede impactar gravemente en las industrias generadoras de empleo, lo que daría como resultado una pésima conducción de la economía nacional, que está entrando en una desesperación», advirtió. Igualmente, Castaños Valenzuela aseveró que los legisladores del PAN demandarán al Ejecutivo federal que tome acciones inmediatas y contundentes a fin de proteger el poder adquisitivo de las familias mexicanas: «Buscamos que no se impongan impuestos de forma desesperada para sostener programas asistencialistas y populacheros», destacó. 

Por su parte, Absalón García consideró que la intención última del presidente de la Comisión de Presupuesto (Ramírez Cuéllar) perseguiría el dotar de más recursos al presidente Andrés Manuel López Obrador para «gastar más a costa de los impuestos de todos los mexicanos»: «Hemos seguido las declaraciones de Ramírez Cuéllar. Ha venido diciendo que presentará una iniciativa para incrementar el impuesto al valor agregado (IVA) en alimentos y medicinas, federalizar el impuesto relativo a la tenencia vehicular; hay una serie de aseveraciones que hasta el momento no han sido dictaminadas, han quedado nada más en ese mero nivel de declaraciones». 

Al final, García destacó que el incremento resultaría en afectaciones a la economía popular.

Cuidado de la salud

El dictamen para la actualización del IEPS aún no se presenta ante la Cámara de Diputados, explicó la diputada Nancy Yadira Santiago Marcos. Además, expresó que el proyecto legislativo no busca afectar a las finanzas de los consumidores, sino el mejoramiento de la salud de los mexicanos: «Debemos recordar que, según datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), México ocupa el primer lugar mundial en obesidad infantil y el segundo en adultos; por supuesto que es alarmante, y este Gobierno, en lo que se propondría, tiene la finalidad principal de modificar hábitos alimentarios y del consumo de la población. Lo que se pretende es disminuir o erradicar el consumo de estos productos», externó. 

Aceptó, además, que la clase social más afectada por estas modificaciones será la que menos tiene, y, finalmente, recordó que esto es únicamente un prospecto legislativo.

Por último, la diputada Merary Villegas manifestó que la propuesta no es aumentar el IEPS, sino que sería una actualización anual conforme a la inflación anual: «Si nos ponemos a revisar lo que ha sucedido en años anteriores con el impuesto a las bebidas azucaradas, a la comida chatarra, al tabaco y al alcohol, es que hay aumentos muy altos, en porcentajes disparados. No se hace año con año una actualización conforme a la inflación, sino que se esperan dos o tres años, y de una se da un aumento de hasta el 60 por ciento».

Recalcó que el cobro de este impuesto se mantendría, con intervalos de aumento relacionados con la inflación.

«Sería el costo establecido, y año con año actualizar el IEPS de acuerdo a la inflación que se tenga», reiteró.