Selecciona tu región
Política

"Premisas falsas": Marcelo Ebrard responde al New York Times por reportaje sobre Línea 12 del Metro

El canciller Marcelo Ebrard publicó su respuesta al New York Times por su reportaje sobre la Línea 12 del Metro, al que acusa partir de "premisas falsas"

Por Raúl Durán

-

CDMX.- El secretario de Relaciones Exteriores (SRE), Marcelo Ebrard, respondió al diario estadounidense The New York Times por su reportaje de este domingo, en el que señala al canciller como uno de los principales responsables del colapso de la Línea 12 del Metro de la Ciudad de México.

A través de su cuenta de Twitter, Marcelo Ebrard compartió una carta de 15 páginas que le envió al New York Times desde el pasado 3 de junio, en la que acusa al diario de partir de "premisas falsas" y "asumir una postura adversarial", respuestas que aseguró no fueron tomadas en cuenta en el reportaje publicado este domingo.

Las preguntas que formula su medio, en algunos casos, parten de premisas falsas o parecieran sugerir conclusiones o asumir una postura adversarial", señaló.

Leer más: Samuel García recibe constancia como gobernador electo de Nuevo León

El titular de la SRE rechazó que, como señala el New York Times, la construcción de la Línea 12 del Metro se hubiera apresurado por ambiciones políticas. "La acusación no tiene el mínimo sustento, dijo recordando que se inauguró casi 4 meses después de la elección presidencial de Enrique Peña Nieto, el 30 de octubre de 2012.

En ese sentido, Ebrard aseguró que desde diciembre de 2011 había declinado cualquier aspiración a una candidatura y expresó su apoyo al entonces candidato y actual presidente, Andrés Manuel López Obrador (AMLO).

Asimismo, puso en duda si Miguel Ángel Mancera, quien lo sucedió como jefe de Gobierno de la CDMX en 2012, le dio el mantenimiento adecuado a la Línea 12 tras el sismo del 19 de septiembre de 2017, "dado que una importante cantidad de documentos fueron reservados".

El secretario de Relaciones Exteriores aseguró que la tragedia de la Línea 12, que cobró la vida de 26 personas, exige una investigación "radicalmente imparcial y escrupulosamente técnica" para esclarecer lo sucedido.

"Esa verdad solo podrá construirse a partir de peritajes objetivos e indagaciones sordas al ruido del escándalo y despegadas de cualquier interés político. Esa verdad es fundamental por muchas razones, la primera para encontrar las causas del accidente y efectuar a partir de ese descubrimiento las soluciones que permitan restablecer lo más pronto posible un servicio que beneficia a millones de ciudadanos", añadió.

"¿Por qué se eligió un consorcio que incluía a CARSO para construir el metro, dado que CARSO tenía muy poca experiencia con este tipo de proyectos antes de construir la Línea 12?", es una de las preguntas que el diario estadounidense le hace.

La respuesta de Marcelo Ebrard fue: "La pregunta parte de un supuesto falso. No se 'eligió' a Carso", sino que el contrato se adjudicó a través de una licitación internacional abierta. 

Cuestionado sobre por qué se fue de México en 2014 tras el primer cierre de la Línea Dorada, el canciller aseguró que en todo momento enfrentó "la cacería política" emprendida en su contra por "dos de los gobiernos más corruptos de la historia de México", el de Peña Nieto y el de Mancera.

26 personas murieron y más de 80 resultaron heridas por el colapso de la Línea 12. Foto: Especial

"Durante los setenta meses del sexenio de Peña Nieto, solo permanecí fuera del país durante 14 meses, como un ciudadano libre sin impedimento de viaje. Durante el lapso que radiqué en el exterior, en Francia, Honduras y Estados Unidos, para ser más específico, participé -entre otros- en proyectos de la ONU sobre ciudades seguras y trabajé con comunidades hispanas en Estados Unidos. Durante esos 14 meses, regresé a México en ocho ocasiones", recordó.

El New York Times dedicó su portada de la edición dominical a su reportaje "Por qué colapsó la Línea 12 del Metro", una investigación periodística que responsabilizó a Marcelo Ebrard y una empresa de Carlos Slim de la tragedia que dejó 26 muertos y más de 80 heridos.

El diario estadounidense hizo hincapié en el apuro de Ebrard por finalizar la obra en 2012, año en que concluiría su periodo como jefe de Gobierno capitalino y con las elecciones presidenciales en puerta, ya que supuestamente aspiraba a ser candidato presidencial de la izquierda mexicana.

Señalaron que esa prisa hizo que la obra se construyera sin un proyecto ejecutivo, es decir, con muy poca planificación, sino que se adaptaba a las necesidades que fueran surgiendo en el proceso, lo que habría dado pie a fallos graves de construcción.

En respuesta, la actual jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, rechazó que la información del reportaje hubiera sido filtrada por su gobierno, "y menos a un medio que ha buscado confrontar a la 4a Transformación".

Leer más: Pide Marko Cortés a ganadores del PAN rendición de cuentas y más cercanía con la gente

"Hemos sido muy responsables en esperar los dictámenes técnicos, profesionales. No es nuestro estilo filtrar información y nunca lo será. Nos caracteriza decir la verdad de forma directa sin ningún miramiento", tuiteó.

Sheinbaum subrayó que lo más importante es atender a las víctimas de forma integral y conocer las causas del colapso para reparar la Línea 12 lo más pronto posible, tras lo cual cuestionó qué "intereses no esclarecidos" están detrás del reportaje del New York Times.

Detienen vuelo de Aeroméxico por pasajero con Covid-19
Síguenos en