Salud

Bacteria peligrosa mata a tres en Villahermosa

Las tres víctimas se encontraban hospitalizadas cuando la bacteria los infectó

Por  Juan Leyva

Foto: Pixabay

Foto: Pixabay

México.- La bacteria  acinetobacter baumannii se encuentra naturalmente en nuestra piel, sin embargo cuando esta se reproduce de manera descontrolada puede causar serios problemas y la muerte. 

La acinetobacter baumannii es resiente a la mayoría de los antibióticos y el pasado 19  de mayo se detectó un brote en el Hospital de Alta Especialidad "Dr. Juan Graham Casasús", que ha causado la muerte de tres personas y otras tres se encuentran bajo observación. 

Esta bacteria es potencialmente peligrosas para personas que han salido de una cirugía y para quienes tienen bajo nivel de defensa en el sistema inmune. Esta puede causar infecciones urinarias y heridas en la piel. 

Algunas de estas bacterias pueden sobrevivir en ambientes hospitalarios por años debido a su resistencia a los antibióticos o a la superviviencia en objetos como almohadas, equipo médico reutilizable, sábanas y otros complementos hospitalarios. 

Este microorganismo se ha aislado de la piel, del tracto respiratorio y gastrointestinal. La mayoría de las cepas presentan alta resistencia a los antibióticos más utilizados contra las bacterias como Este microorganismo se ha aislado de la piel, del tracto respiratorio y gastrointestinal. 

El director del hospital indicó: “si no aplicamos las medidas que el infectólogo nos marca, si no insistimos en el lavado de manos del personal y quienes nos visitan en el hospital, sí podría convertirse en un problema porque expondría a muchos otros pacientes susceptibles”

Brotes en hospitales

Un brote de la bacteria Leclercia adecarboxylata fue detectado en nueve hospitales de Jalisco, indicaron autoridades estatales de salud y ha infectado a 52 personas entre ellas varios bebés del área de cuidado neonatal. 

Esta bacteria ha desarrollado resistencia a los antibióticos. Tras detectarse se informó que desde el día 20 no se han detectado nuevos casos y se mantiene activa la vigilancia epidemiológica.

Según la Secretaría de Salud, este brote infeccioso pudo originarse por alguna contaminación en el proceso de producción de algunos insumos que se requieren en la elaboración de los nutrientes parenterales.

Los sitios más contaminados en los hospitales son: barandas y manillas de las camas, mesa del paciente, porta sueros, descans abrazos y lápices de las enfermeras. La resistencia a los antibióticos se ha ocasionado por el uso desmedido de estos para curar enfermedades que no los requieren.