Salud

Día Mundial contra el Cáncer de Ovario: una enfermedad sigilosa para la mujer mexicana

El cáncer de ovario es uno de los más difíciles de detectar ya que no presenta síntomas iniciales y esto s comienzan a presentarse en etapas más avanzadas

Por  Juan Leyva

Día Mundial contra el Cáncer de Ovario: una enfermedad sigilosa para la mujer mexicana(Freepik/Dragana_Gordic)

Día Mundial contra el Cáncer de Ovario: una enfermedad sigilosa para la mujer mexicana | Freepik/Dragana_Gordic

Uno de los tipos de cáncer más frecuentes en las mujeres es el cáncer de ovario y cada 8 de mayo se conmemora en Día Mundial contra el Cáncer de Ovario para concientizar a la población de la importancia de su detección oportuna. 

Específicamente el cáncer de ovario ocupa el tercer lugar de cánceres ginecológicos en México, ocupando el 4.5 por ciento de las neoplasias ginecológicas y siendo más letal que el cáncer de mama o cervicouterino, indica Cáncer.org. 

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

El cáncer de ovario es uno de los más difíciles de detectar ya que no presenta síntomas iniciales y esto s comienzan a presentarse en etapas más avanzadas. En un principio los síntomas suelen ser confundidos con gastritis o colitis, indica la Asociación Mexicana de Lucha Contra el Cáncer. 

Leer mas: No son solo para deportistas: cuáles son las propiedades de los batidos de proteína de leche para la salud

Tan solo el 70% de las pacientes con este tipo de cáncer son diagnosticadas cuando se ha extendido fuera de la pelvis, reduciendo sus posibilidades de curación. Se estima que entre el 30 y 50 por ciento de los cánceres se pueden evitar si se redicen los factores de riesgo como disminuir el consumo de alcohol, mejorar la dieta, exponerse lo menos posible al sol, entre otros. 

Sin embargo, la Asociación de Salud y Bienestar ASBIS Mujer y familia indica que la mejor prevención es que las mujeres estén a la expectativa ante los siguientes factores de riesgo con el fin de detectar la enfermedad en fases tempranas.

Entre ellos destacan haber estado en tratamientos de fertilidad y los fármacos utilizados para la estimulación ovárica en tratamientos de más de un año de duración, el envejecimiento, pues se origina después de la menopausia, el sobrepeso u obesidad, nunca haber tenido un embarazo, y antecedentes familiares de cáncer de ovario.

Leer mas: OMS aprueba uso de emergencia de la vacuna china contra Covid-19 Sinopharm

ASBIS agregó que las mujeres con familia en primera línea con cáncer de mama u ovario pueden ser portadoras de una mutación en los genes BRCA 1/2, los cuales aumentan el riesgo de desarrollar cáncer de ovario. En estos casos se debe iniciar el estudio de tamizaje desde los 35 años. 

 
Síguenos en

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo