Salud

El coronavirus quizá provenga de los murciélagos... ¿podrían también ofrecer pistas para los tratamientos?

El sistema inmune de los murciélagos puede ofrecer pistas de sobre cómo combatir al coronavirus y otros virus peligrosos para los humanos. La longevidad de los murciélagos y su tolerancia a los virus podría deberse a su capacidad de controlar la inflamación

Por  New York Times

Aunque no se determina si el coronavirus proviene de los murciélagos, se debe estudiar si estos pueden tener la clave para un tratamiento.(Foto de Miriam Fischer en Pexels)

Aunque no se determina si el coronavirus proviene de los murciélagos, se debe estudiar si estos pueden tener la clave para un tratamiento. | Foto de Miriam Fischer en Pexels

Estados Unidos.- Se ha culpado a los murciélagos como una fuente posible de la nueva pandemia de coronavirus que asola al planeta. Pero también podrían apuntar a formas posibles de resolverla.

Los científicos señalan que los sistemas inmunitarios de los murciélagos podrían ofrecer pistas sobre cómo combatir al nuevo coronavirus y a otros virus peligrosos en los humanos.

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

"Los humanos cuentan con dos estrategias posibles si deseamos prevenir la inflamación, vivir más tiempo y evitar los letales efectos de enfermedades como la COVID-19", explicó la autora principal del estudio, Vera Gorbunova, profesora de biología de la Universidad de Rochester, en Nueva York.

Uno podría no exponerse a ningún virus, pero eso no es práctico. La segunda sería regular nuestro sistema inmunitario de forma más parecida a un murciélago.

Se cree que muchos virus letales que afectan a las personas se han originado en los murciélagos, entre ellos la rabia, el ébola y el SARS-CoV-2, la cepa que provoca a la COVID-19. Pero los murciélagos han desarrollado un arma secreta: pueden tolerar mejor los virus que los humanos y otros mamíferos.

Los murciélagos y su inmunidad ante enfermedades

"Hace tiempo que la longevidad y la resistencia a las enfermedades de los murciélagos nos han interesado, pero no teníamos el tiempo de sentarnos a pensar en el tema", comentó Gorbunova en un comunicado de prensa de la universidad.

"Estar en cuarentena nos dio tiempo para hablarlo, y nos dimos cuenta de que podría haber una conexión muy fuerte entre la resistencia de los murciélagos a las enfermedades infecciosas y su longevidad. También nos dimos cuenta de que los murciélagos pueden proveer pistas para las terapias humanas que se usan para combatir a las enfermedades", explicó.

En general, la esperanza de vida de una especie se asocia con el tamaño de su cuerpo. Mientras más pequeña es una especie, más corta es su vida. Pero muchas especies de murciélagos viven de 30 a 40 años, lo que resulta impresionante para su tamaño, anotaron los autores en un artículo de revisión que se publicó en una edición reciente de la revista Cell Metabolism.

Los murciélagos pudieran tener una clave para un tratamiento contra el coronavirus.
Los murciélagos pudieran tener una clave para un tratamiento contra el coronavirus. Pexels

La longevidad de los murciélagos y su tolerancia a los virus podría deberse a su capacidad de controlar la inflamación, que está implicada tanto en el envejecimiento como en la enfermedad. Los virus, incluyendo a la COVID-19, pueden provocar inflamación.

En la COVID-19, esta respuesta inflamatoria se "descontrola", apuntó Gorbunova. De hecho, en muchos casos, lo que acaba con la vida del paciente es la respuesta inflamatoria, más que el virus en sí.

El sistema inmunitario humano funciona así. Una vez nos infectamos, nuestro cuerpo da la alarma y desarrollamos una fiebre e inflamación. El objetivo es matar al virus y combatir a la infección, pero también puede ser una respuesta nociva cuando nuestros cuerpos reaccionan de forma exagerada a la amenaza

Al contrario, los sistemas inmunitarios de los murciélagos controlan a los virus sin presentar una repuesta inflamatoria potente.

Los murciélagos podrían haber evolucionado para combatir a los virus y vivir mucho tiempo por varios motivos posibles. Uno de ellos es el vuelo, anotaron los investigadores.

Los murciélagos son los únicos mamíferos que pueden volar, lo que los obligó a adaptarse a unos aumentos rápidos en la temperatura corporal, a unos aumentos rápidos en el metabolismo, y al daño molecular. Esas adaptaciones podrían también ayudar en la resistencia a las enfermedades, sugirieron los autores del estudio.

Otro factor es que muchas especies de murciélagos viven en densas colonias de gran tamaño, y cuelgan en una estrecha cercanía de los techos de las cuevas o de árboles. Esas condiciones son ideales para la transmisión de los virus y otros patógenos.

Según Andrei Seluanov, profesor de biología de la Universidad de Rochester, "los murciélagos están constantemente expuestos a virus. Siempre salen a volar y vuelven con algo nuevo a la cueva o al nido, y transfieren el virus porque viven en una cercanía tan próxima entre ellos".

Esto significa que los sistemas inmunitarios de los murciélagos se están adaptando de manera continua para afrontar nuevos virus. Estudiar los sistemas inmunitarios de los murciélagos podría conducir a nuevas formas de combatir el envejecimiento y las enfermedades en los humanos, añadieron los investigadores.

Te puede interesar: 

Así es el murciélago más grande del mundo de Filipinas: FOTOS

La verdad detrás del murciélago gigante que causa terror en redes sociales

Causa terror murciélago en Filipinas, puede medir más de un metro

Te recomendamos nuestro nuevo sitio soyvida.com donde encontrarás temas de hipertensión, diabetes, depresión y obesidad.  

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo