Selecciona tu región
Salud

México tiene tasas de obesidad por arriba del promedio mundial

La obesidad en México desde el 2005 se mantiene en el primer lugar como causa de muerte

Por Juan Leyva

-

De acuerdo a la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (Ensanut2017-2018) la prevalencia de la obesidad en México es más alta que la media mundial, la encuesta realizada por el INEGI encontró que pasó del 72.5 en 2016 al 75.2 en el 2018, afectando tanto a hombres como a mujeres.

La encuesta indica que el problema de la obesidad en México se posicionó en la primera causa de muerte y hospitalización desde el 2005 y ahora en el 2020 el panorama sigue igual en todos los grupos de edad y en todas las regiones del país.  

Los datos de la Ensanut arrojan que las mujeres son más ligeramente más afectadas por la obesidad pues el 76.8 por ciento de las mujeres tiene alguna condición ligada a la obesidad, frente al 71 por ciento de los hombres. 

Respecto a los adolescentes, de 2012 a 2018, la obesidad en este rubro de la población pasó a más de 10 puntos porcentuales, para el año 2012 se calculaba que la prevalencia de la obesidad en adolescentes era de 27.9 pero aumento a 38.5 por ciento en el 2018; es decir, uno de cada cuanto adolescentes mexicanos de entre 12 y 19 años padecía alguno de estos problemas. 

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha explicado que desde 1975 la obesidad en el mundo ha ido en aumento. Tan solo en el 2016 se tenían ya mil 900 millones de adultos mayores de 18 años con sobrepeso en todo el mundo y de ellos 650 millones ya eran obesos. En el 2016 se estimó que 41 millones de niños menores cinco años tenían sobrepeso o ya eran obesos. 

El sobrepeso y la obesidad se definen como una acumulación anormal o excesiva de grasa que puede ser perjudicial para la salud.

El índice de masa corporal (IMC) es un indicador simple de la relación entre el peso y la talla que se utiliza frecuentemente para identificar el sobrepeso y la obesidad en los adultos. Se calcula dividiendo el peso de una persona en kilos por el cuadrado de su talla en metros (kg/m2).

La causa fundamental del sobrepeso y la obesidad es un desequilibrio energético entre calorías consumidas y gastadas. A nivel mundial ha ocurrido lo siguiente:

un aumento en la ingesta de alimentos de alto contenido calórico que son ricos en grasa; y
un descenso en la actividad física debido a la naturaleza cada vez más sedentaria de muchas formas de trabajo, los nuevos modos de transporte y la creciente urbanización.

Click para cargar encuesta

La OMS indica que el sobrepeso y la obesidad y sus enfermedades no transmisibles vinculadas a estos padecimientos pueden prevenirse en su mayoría. Esto se puede lograr con alimentos saludables y actividad física periódica.

En el plano individual, las personas pueden optar por:

  • limitar la ingesta energética procedente de la cantidad de grasa total y de azúcares;
  • aumentar el consumo de frutas y verduras, así como de legumbres, cereales integrales y frutos secos; y
  • realizar una actividad física periódica (60 minutos diarios para los jóvenes y 150 minutos semanales para los adultos). 
Síguenos en

Temas

Últimas noticias