Salud

Picos en niveles de azúcar pueden estar relacionados con sentir hambre todo el tiempo

Los niveles de azúcar están relacionados con el hambre que se siente, incluso unas horas después de comer y en personas que llevan una dieta estricta de calorías

Por  Juan Leyva

Picos en niveles de azúcar pueden estar relacionados con sentir hambre todo el tiempo.(Freepik/pressfoto)

Picos en niveles de azúcar pueden estar relacionados con sentir hambre todo el tiempo. | Freepik/pressfoto

¿Sientes hambre todo el tiempo? Un grupo de científicos ha explicado una de las razones de porqué la gente no puede dejar de comer. 

En una investigación publicada en Nature Metabolism se indica que algunas personas que luchan por perder peso y llevan dietas estrictas con control de calorías suelen terminar comiendo más de lo que deberían.

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

El equipo indicó que las personas que llevan un control excesivo de su dieta pueden tener caídas grandes en los niveles de azúcar en la sangre varias horas después de comer y eso hace que terminen sintiendo más hambre lo que los lleva a consumir cientos de calorías extras durante el día. 

Leer mas: Madres en lactancia y vacunadas con Pfizer pasan anticuerpos a sus bebés

La investigación se realizó en conjunto con PREDICT, un programa de investigación enorme acerca de la respuesta  a los alimentos en entornos reales, el King´s College London y la compañía de ciencias de la salud ZOE.

En el estudio se les otorgaron desayunos específicos a los más de mil 70 personas y se les midió la cantidad de azúcar en la sangre antes del desayuno y después de este. Los participantes también realizaron una prueba de respuesta del azúcar en sangre en ayunas (prueba de tolerancia oral a la glucosa), para medir qué tan bien su cuerpo procesa el azúcar. 

También se le indicó que llevaran registros de hambre en sus teléfonos y que registraran exactamente lo que comieron durante el día. 

Los resultados indicaron que los niveles de azúcar en la sangre de las personas subían y bajaban en las primeras dos horas después de una comida, lo que se conoce como pico de azúcar en sangre y otras personas presentaron este pico entre las dos y cuatro horas después del pico inicial. 

Las personas que presentaron picos más altos aumentaron un 9 por ciento su sensación de hambre y esperaron al menos media hora después de la caída de azúcar para comer, mientras que los que tenían picos más chicos comieron exactamente a la misma hora. 

Los grandes consumidores también consumieron 75 calorías más en las 3-4 horas posteriores al desayuno y alrededor de 312 calorías más durante todo el día que los pequeños. Este tipo de patrón podría potencialmente convertirse en 9 kilos de aumento de peso durante un año.

Leer mas: Algunos medicamentos recetados para la hipertensión aumentan riesgo de cáncer de piel: CMAJ

Con este estudio se ha demostrado que las caídas de azúcar son un mejor predictor del hambre y la ingesta posterior de calorías que la respuesta inicial del pico de azúcar en la sangre después de comer, lo que cambia la forma en que pensamos sobre la relación entre los niveles de azúcar en la sangre y los alimentos que comemos, indicó Sarah Berry de la Escuela de Ciencias de la Vida de  King´s College London. 

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo