Salud

Reabrirán cirugías en Sinaloa al bajar contagios

Hospitales del SSA, IMSS e Issste en Sinaloa continúan con las reglas de la nueva normalidad y reabrirían quirófanos para reanudar las actividades como cirugías y otros servicios de salud plenamente solo en semáforo amarillo y verde, estable y continuo

Por  María Sánchez

Los servicios de cirugías de urgencia en Sinaloa no han dejado de brindar atención durante la pandemia.(Luis Gerardo Magaña / Debate)

Los servicios de cirugías de urgencia en Sinaloa no han dejado de brindar atención durante la pandemia. | Luis Gerardo Magaña / Debate

México.- El 21 de septiembre del 2020, la Secretaría de Gobernación publicó una Guía de Continuidad para Garantizar los Servicios en las Unidades Médicas y Unidades Administrativas del Ámbito Publicofederal en la Nueva Normalidad, con esta los hospitales en México y Sinaloa han ido retomando actividades y reabrirán las cirugías

Esta guía define "los criterios para reorganizar los servicios de atención de la salud en un contexto de regreso a las actividades, cuidando la capacidad de respuesta para los pacientes con Covid-19, garantizando la continuidad de las operaciones, organizadas para responder a este nuevo escenario de demanda en los servicios de atención médica".

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

La guía indica que, a fin de salvaguardar el derecho a la atención médica de los usuarios por diversos padecimientos, así como la atención a pacientes con coronavirus o bajo sospecha de padecerlo, los servicios se priorizarán en tres niveles: I, II y III; siendo I el nivel de mayor importancia, a razón de la morbilidad-mortalidad, la demanda de atención y el rezago en la prestación de los servicios.

Para enriquecer esta información, Debate contacto a líderes o representantes de los tres sistemas principales de salud en Sinaloa, como son la Secretaría de Salud (SSA), el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y el Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (Issste), quienes informaron sus criterios de apertura a los servicios de cirugía y consulta en la nueva normalidad.

Reapertura de SSA en Sinaloa

Adaptándose a los lineamientos, la Secretaría de Salud del Estado de Sinaloa ha continuado ofreciendo los servicios en sus unidades hospitalarias, cuidando los criterios de Guía de Continuidad para Garantizar los Servicios en las Unidades Médicas y Unidades Administrativas del Ámbito Publicofederal en la Nueva Normalidad, según mencionó a esta editorial el doctor Israel Diarte, jefe de la unidad de Atención Médica Especializada en la SSA de Sinaloa, quien añadió que hasta ahora no se ha dado una reapertura franca de actividades en cirugía y otras áreas hospitalarias, ya que las fluctuaciones del semáforo epidemiológico no lo han permitido.

47 por ciento fue la proporción de egresos de quirófano que Sinaloa bajó hasta el 30 de septiembre del 2020, en relación el mismo periodo de tiempo, pero del 2019.

Solo reabrirían los servicios en la medida que se tenga un comportamiento estable de la epidemia, se conserve el territorio sinaloense o por zona estatal, en un criterio de amarillo o verde.

Recientemente, una investigación de Debate rescató que en Sinaloa los servicios de salud habían disminuido en torno a consultas de cirugías y atenciones quirúrgicas.

De manera que del primero de enero al 30 de septiembre, Sinaloa tuvo un rendimiento de solamente el 28.4 por ciento del total de citas de cirugía hechas el 2019; y 23.1 por ciento en relación con el 2018; además, en las intervenciones quirúrgicas, el estado cerró el tercer trimestre con una proporción menor en un 47.3 por ciento y en un 42.53 por ciento respecto al 2019 y 2018, respectivamente;además, un sondeo reflejó las afectaciones que algunos usuarios del sistema de salud habían reportado debido a las cancelaciones de cirugía.

Diarte dijo que las decisiones de la reapertura hospitalaria completa del área quirúrgica, así como el otorgar consultas diversas, quedarían a disposición de los Comités de Salud Hospitalarios, cuya función la cubren en el estado las Juntas de Gobierno Hospitalario de cada unidad. 

Israel Diarte dijo que se sigue dando la atención de los servicios de urgencia en todas la áreas, y que se programan algunas cirugías electivas en función de los criterios de prioridad de la Guía de Continuidad ya mencionada. 

Las acciones del IMSS estatal

Por su parte, el delegado del IMSS en Sinaloa comentó que desde el inicio de la pandemia hasta el 23 de marzo se habían estado realizando en el IMSS del estado solo del 60 al 70 por ciento de los procedimientos quirúrgicos, pues estaban en proceso de adaptación de hospitales para enfrentar al coronavirus.

Refirió que la localidad fue una de las que mejor aprovechó el convenio con hospitales privados para realizar distintos tipos de cirugía y hospitalizaciones.

En Culiacán se contó con los servicios del Hospital Ángeles, en Mazatlán se recurrió a la Clínica del Mar y el Hospital Sharp, y en Los Mochis, el Hospital Fátima. Aseguró que las cirugías de urgencia nunca se dejaron de realizar en el Instituto.

"Afortunadamente, todos los hospitales de los ocho que contamos, siete fueron híbridos, excepto el ginecopediátrico, ahí funcionó normal toda la parte de obstetricia", mencionó.

En dicho hospital se instaló un centro de llamadas para apoyar a las unidades del IMSS a dirigir pacientes hacia hospitales privados según se necesitara.  

Recursos y seguridad en el IMSS

El apoyo económico de Sinaloa para la utilización de hospitales privados por el IMSS fue de hasta 20 millones de pesos durante la pandemia; posteriormente, les autorizaron otros 11 millones para finiquitar el servicio que prestaron los hospitales, aseguró el delegado.

De las cirugías que disminuyeron en pandemia, fueron las de oftalmología y ortopédicas, la primera para evitar contagios de Covid-19 por la vía ocular y la segunda por prioridades.

Las cirugías de columna vertebral se disminuyeron también, a razón de ser un servicio otorgado por el IMSS de Obregón, Sonora, y era difícil dar una programación adecuada a pacientes foráneos.

El delegado no dio datos numéricos de las cirugías en el momento de la entrevista; sin embargo, dicha información ya ha sido solicitada por Debate y se está a la espera de la misma.

Luis Rafael comentó que en todo momento revisaron las instalaciones adonde transferían a sus pacientes, asegurándose, además, del servicio recibido realizando encuestas de satisfacción.

"Independientemente a que se operen en privado, si son de nosotros, no podemos descuidarlos. Vamos a ver las instalaciones, se revisan las instalaciones y se le aplica una encuesta para ver en qué otras áreas podemos tener de oportunidad. Afortunadamente, salieron muy satisfecha nuestra gente que se operó en los privados", dijo.

Durante la pandemia, los Hospitales IMSS a nivel nacional y en Sinaloa apoyaron con resurtir recetas a pacientes con padecimientos crónicos.

López explicó que dejaron de prescindir de hospitales privados desde el 23 de septiembre, y posteriormente empezaron a abrir nuevamente todo tipo de cirugías, estando disponibles en concordancia con el semáforo epidemiológico, es decir, se opera más en amarillo y verde que en naranja y rojo.

Actividades del Issste Sinaloa

Para hablar sobre la situación de los Hospitales del Sistema Issste se solicitó la opinión del doctor Alejandro Barraza, director del Hospital Regional de estas prestaciones en Culiacán. El médico mencionó que durante la pandemia no se canceló ninguna cirugía, pero sí pospusieron las electivas, aquellas de padecimientos de larga evolución, dando importancia a las urgencias y a las prioritarias nivel I.

Aclaró que no hicieron uso de servicios subrogados para operaciones a hospitales privados. Se atendió a la población según la urgencia que presentaran activando a la vez un plan de telemedicina para brindar consultas y recetas a distancia a quien lo necesitara, de manera que no hubiera personas aglomeradas o en largas filas.

Actualmente, esta casa editorial gestiona la recopilación de información referente al numero de cirugías realizadas por el Issste Sinaloa durante la pandemia.

Sin embargo, las reprogramaciones de cirugías se iniciaron formalmente en el Hospital General del Issste desde inicios de octubre, aunque se probó el sistema semanas antes. Alejandro mencionó que han ido abriendo poco a poco especialidades, pero aún no hay una apertura completa de todas las cirugías y áreas.

Seguirán lineamientos de reapertura de acuerdo a lo indicado por la Secretaría de Gobernación: solo cuando haya bajado significativamente la curva de contagios.

Cirugía en la nueva normalidad

Debido a que ya no hay convenio con hospitales, la Secretaría de Salud manda que los hospitales reabran servicios con base en protocolos nacionales e internacionales, asegurando la atención a pacientes de urgencia y con Covid-19.

La agencia Johnson and Johnson pone a disposición la iniciativa Reactivando Cirugía (www.reactivandoacirugia.com), con un compendio de protocolos y formatos para la reapertura de cirugías en los hospitales.

Un trabajo realizado en conjunto con distrito, en donde ya se encuentran formatos y guías de la Secretaría de Salud en México y la Segob.

Para la reapertura completa de cirugías, la Guía de Continuidad para Garantizar los Servicios en las Unidades Médicas de la Administración Pública Federal en la Nueva Normalidad menciona que en cada estado, cada unidad hospitalaria y sector hospitalario deberá documentar una tendencia de al menos dos semanas de disminución consecutiva de hospitalizaciones por enfermedad respiratoria aguda grave (IRAG), entre pacientes críticos y no críticos, manteniendo al menos un 30 por ciento de disponibilidad para pacientes con IRAG en caso de darse un rebrote.

Lineamientos para la consulta médica

En la misma guía ya mencionada, se sugieren los criterios técnicos para la prestación de servicios médicos en todos los estados.

Para ello menciona que se considerarán los criterios técnicos que permitan estar en posibilidad de priorizar los servicios de salud en las unidades médicas, llevando a cabo el retorno a actividades de manera organizada, siguiendo los siguientes lineamientos: la semaforización regional; la capacidad instalada, que consta de la infraestructura con la que se cuenta y equipamiento requerido y los recursos humanos disponibles para dicho servicio.

En las formas para llevar a cabo la reapertura, el documento menciona: dar una consulta y atención a pacientes de manera planeada y escalonada, para evitar aglomeraciones dentro de las instalaciones médicas; favorecer los modelos de telemedicina para la atención de la población; considerar la demanda del servicio, dando prioridad a aquellos de mayor solicitud y, además, programar los insumos y medicamentos para abastecer las necesidades de los usuarios mediante la programación de los mismos.

Servicios privados también posponen cirugías

El señor "Walter" (solicitó anonimato) radica actualmente en Los Mochis.

Él carece de seguridad social, se atiende vía Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi), es vendedor. Contó a Debate que en enero del año 2020  le detectaron una piedra de más de dos centímetros en uno de sus riñones.

La formación litiásica renal obstruye el órgano y le impide funcionar normalmente, causando dolor y diversas molestias al orinar.

El señor, aunque cuenta con Insabi, decidió atenderse  por servicios de salud privados, cuenta que por las carencias de equipos y oportunidades en su sistema de seguridad. Una vez llegada la pandemia, le resultó más conveniente continuar tratando su salud vía privada, pues los médicos le comentaron que su riñón requiere de operación y en InsabiI, de darse la oportunidad de operarle, solo le garantizarían una operación invasiva, es decir, con más riesgos,  por esto ha optado por contratar los servicios de salud en una clínica particular de Los Mochis que le haría un cobro de alrededor de 90 mil pesos por una cirugía láser.

Pese a su elección de realizarse la cirugía vía particular, a "Walter" le han retrasado la cirugía, pues debido a la pandemia, la clínica a la que asiste también se ha visto saturada de pacientes y, además, los médicos sugieren que un procedimiento quirúrgico puede vulnerar su salud si adquiere el Covid-19 en el proceso de recuperación.

Esta decisión médica le parece razonable y se siente cuidado con ella. "Mis respetos para los médicos, porque me están cuidando. Hacen su trabajo lo mejor que pueden ante la situación actual", dijo; sin embargo, espera que su operación se logre efectuar adecuadamente y sin riesgos para su salud lo más pronto posible, pues a la fecha lleva más de nueve meses en espera de concretar su cirugía.

Al bajar contagios en Sinaloa reabrirán cirugías en hospitales
Fuente: Debate

Advierten rebrote en nueve entidades

Recientemente, la Secretaría de Gobernación informó que nueve entidades federativas habían registrado un incremento epidémico de Covid-19 en las últimas semanas, de las cuales siete presentan un efecto de rebrote.

El efecto de rebrote consiste en un  incremento de la  curva epidémica que anteriormente había tenido ya su primer o segundo pico en semanas previas. La curva de rebrote tiene una tendencia ascendente y es mayor que la observada en picos previos. Los estados enlistados son  Chihuahua, Durango, Aguascalientes, Ciudad de México, Coahuila, Querétaro y Zacatecas.

El efecto de rebrote no necesariamente significa que la entidad está en un riesgo máximo, ya que  en el comportamiento previo, por ejemplo, si estuvo en naranja y se conservó en naranja durante las curvas epidémicas anteriores.

Los estados de Chihuahua y Durango sí pasaron a máximo riesgo y están en semáforo rojo.  En la semana 44 se registra un descenso de la epidemia, lo cual también se ve en entidades con rebrote.

Las entidades en riesgo de rebrote han estado en fluctuación los últimos meses, por ello se aconseja seguir manteniendo precauciones (Natalia Vitela, Agencia Reforma).

Al bajar contagios en Sinaloa reabrirán cirugías en hospitales
Fuente: Debate

El Dato 

Retorno

Las unidades de primer nivel de atención, donde otorgan servicios de medicina familiar, deberán mantener la sala de triage respiratorio durante la pandemia, y deberán contar con todas las medidas de bioseguridad.

El retorno de la atención dependerá del color del semáforo en la entidad federativa donde se localice la unidad, considerando la priorización del servicio. Conforme al color del semáforo, se aplicará la priorización: color rojo, se mantiene apertura prioridad I; color naranja, prioridad I y II; color amarillo, prioridad I, II y III;color verde, se llevan a cabo todas las actividades (Segob, 2020).

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo