Salud

Tabaquismo y COVID-19, una letal combinación

El tabaquismo genera procesos que pueden resultar mortales para las personas con muchos años fumando

Por  Ramón Verdín

Tabaquismo y COVID-19, una letal combinación.(Imagen ilustrativa/ Pixabay)

Tabaquismo y COVID-19, una letal combinación. | Imagen ilustrativa/ Pixabay

Sinaloa, México.- Fumar tabaco es un factor de riesgo conocido en muchas infecciones respiratorias que aumenta la gravedad de este tipo de enfermedades.

Tras revisar diversos estudios, un grupo de expertos en salud pública reunidos por la Organización Mundial de la Salud (OMS) estableció el 29 de abril del 2020 que los fumadores tienen más probabilidades de desarrollar síntomas graves en caso de padecer COVID-19 en comparación con los no fumadores.

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

De acuerdo con la OMS, el COVID-19 es una enfermedad infecciosa que ataca principalmente los pulmones. Así, el tabaquismo deteriora la función pulmonar, lo que dificulta que el cuerpo luche contra esta y otras enfermedades.

El consumo del tabaco es además un factor de riesgo importante de enfermedades no transmisibles, como las enfermedades cardiovasculares, el cáncer, algunas enfermedades respiratorias y la diabetes, y las personas que padecen esas enfermedades tienen un mayor riesgo de desarrollar síntomas graves en caso de verse afectadas por el coronavirus.

Los datos de investigación disponibles hasta la fecha parecen indicar que los fumadores tienen un mayor riesgo de desarrollar síntomas graves y de fallecer a causa del COVID-19.

En este orden de ideas, el tabaquismo es una de las comorbilidades que hacen a la población más susceptible de contagiarse del coronavirus, abundó para EL DEBATE el cardiólogo Odín de los Ríos Ibarra, ya que inflama las vías aéreas. Asimismo, cuando el COVID-19 entra al cuerpo humano —especificó el galeno— viaja y entra a las células a través de los receptores llamados ECA II, y la enfermedad utiliza el material al interior de las células humanas para reproducirse.

Por su parte, el médico general con especialidad en medicina laboral Marcos Soberanes Rojo explicó que el tabaquismo genera procesos que pueden resultar mortales para las personas con muchos años fumando, y desmintió los mitos que existen en torno a la nicotina.  

Consecuencias

Así, Odín de los Ríos aseguró que una persona que ha fumado tiene más probabilidades de morir, ya que este estado inflamatorio puede formar más fácilmente coágulos, tienen una respuesta inmune reducida y las defensas están debilitadas. De igual forma, el tabaquismo puede generar hipertensión pulmonar sistémica, otra de las comorbilidades del COVID-19:

El cuerpo en general de esas personas se inflama más fácil y eso se conjuga, también en las personas de mayor edad, para que no solamente adquiera más fácil la enfermedad o tenga un cuadro más complicado».

Las dudas

El médico general Marcos Soberanes desmintió que la nicotina tenga efectos preventivos frente al coronavirus e invitó a la población a informarse en medios reconocidos y por instancias oficiales: «Lo que pasa es que ahorita, con la desinformación que existe, eso será un gran reto de la sociedad y del mundo en general, poder diferenciar la verdad. Muchos portales en línea distribuyen información falsa, y el reto es acertar la nota más acertada».

Además, aseguró que para cualquier sustancia que ayude a prevenir el COVID-19 se tendrían que hacer estudios comparativos entre la población expuesta a determinados medicamentos: «No hay ningún estudio de investigación que diga que la nicotina tiene un efecto protector contra el coronavirus».

También invitó a la población a no automedicarse, especialmente con el fármaco denominado ivermectina: «Es hipótesis de que el medicamento ivermectina, un antiparasitario que supuestamente funciona contra el COVID-19, surgió porque en laboratorios de algunos países que están haciendo pruebas vieron que la ivermectina en dosis inalcanzables para humanos generaba a no replicación viral del COVID-19, pero esto en dosis inalcanzables para el humano». 

De igual forma, Soberanes detalló que no se pude proporcionar una dosis de esa magnitud a una persona enferma de coronavirus. 

Beneficios de dejar de fumar.

Recomendaciones 

De los Ríos reiteró que las medidas de distanciamiento social son esenciales para la prevención del coronavirus, así como el uso de cubrebocas  y el lavado continuo de manos: «No tocarse la cara, desinfectarte al llegar a tu casa, tienes que tratar de no entrar con esa ropa, limpiarte bien los pies», especialmente si las personas son fumadoras. 

Todas estas medidas —agregó— deben respetarse en tanto no se conozca más de la enfermedad o se encuentra una cura reconocida de la enfermedad. «Puede ser que pasen muchos meses en los que tendremos que acostumbrarnos a vivir de otra manera, con mucha más precaución, con mucho más distanciamiento, el tema del abrazo y del beso habrá que dejarlo para después», expresó.

En última instancia, el doctor Soberanes Rojo expuso que la mejor medida preventiva ha sido el aislamiento social, y llamó a la sociedad a permanecer en sus hogares ante el riesgo latente de rebrotes y un alza en el número de contagiados. 

En el centro del estado (Culiacán) han sido detectadas filas de personas haciendo trámites gubernamentales sin respeto de la sana distancia. Foto: EL DEBATE

Dada su experiencia, ya que la medicina laboral implica dictámenes de  accidentes, enfermedades causadas por el trabajo, dictámenes de pensión de invalidez, secuelas de accidentes de trabajo y planes de enfermedades generales en empresas, ejemplificó que en China hubo al principio muy buenas medidas de aislamiento, mismas que se relajaron, y ahora se enfrentan a una nueva crisis.

De hecho, en ese país asiático ya se da un resurgimiento de la enfermedad [información reportada por EL DEBATE el  17 de junio del 2020, disponible en el enlace bit.ly/2AN9tHi].

El virus ahí está, sigue presente, y en cualquier momento puede haber un rebrote. Sigue en las personas, y si salen del confinamiento, puede resurgir», informó.

Al final, recordó que lo importante es evitar que los hospitales se saturen: «Podemos estar en aislamiento, y cuando se tenga una complicación, lo mejor es que los hospitales tengan una cama para que se nos pueda atender de manera adecuada, eso es lo que necesitamos hacer», indicó. 

DATOS

  • 8.2 millones de personas mueren anualmente a consecuencia del tabaquismo, de acuerdo con la OMS.
  • 7 millones de personas mueren al año como consecuencia de fumar activamente, según la OMS.
  • 1.2 millones de personas mueren anualmente al ser fumadores pasivos, de acuerdo con la OMS.

También te puede interesar:

La cloroquina se seguirá usando contra el Covid-19: SSA Sinaloa

En un hospital todos están expuestos al coronavirus: quimicofarmacobióloga de Los Mochis

Las propuestas de maestros de Sinaloa ante el Covid-19

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo