Show

Así recuerda Flor Silvestre su boda con Antonio Aguilar, la cual se llevó a cabo en el rancho El Soyate

Cuentan los invitados que durante la misa Flor Silvestre y Antonio Aguilar fueron regañados por el sacerdote, porque tardaron más de 30 años en casarse por la iglesia

Por  Francisco Inzunza

El cantante Antonio Aguilar vistió de charro, un traje de gala negro y Flor Silvestre, vestida con un lindo ajuar blanco.

El cantante Antonio Aguilar vistió de charro, un traje de gala negro y Flor Silvestre, vestida con un lindo ajuar blanco.

Flor Silvestre y Antonio Aguilar contrajeron matrimonio por el civil en 1959. Su historia de amor es admirada por muchísimas personas. Llegaron a convertirse en una de las parejas más queridas y respetadas no solo de la industria musical, sino también en la llamada época de oro del cine mexicano. Solo la muerte pudo separarlos.

Antonio Aguilar y Guillermina Jiménez Chabolla (mejor conocida como Flor Silvestre) se conocieron en 1950 cuando él cantaba en "Increíble pero cierto", un programa radiófonico de Flor Silvestre en la XEW. Para ese tiempo Flor ya era una exitosa intérprete de la canción ranchera con varios años de trayectoria y Antonio, iniciaba su carrera como bolerista de radio. En ese programa, Guillermina cantaba rancheras y Antonio cantaba boleros, arias de ópera o canciones de María Grever; cabe mencionar que no se enamoraron en ese momento.

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

Antonio Aguilar, "El Charro de México", estuvo casado primeramente con la bailarina y actriz Otilia Larrañaga Villarreal, a quien conoció en la emisora XEW-TV en 1952. Ambos actuaron en las películas "Mi papá tuvo la culpa" (1953) y "Reventa de esclavas" (1954); se divorciaron algunos años después.

El destino volvió a unir a Flor Silvestre y Antonio Aguilar, al protagonizar la película "La huella del chacal" en 1955, la primera película en la que trabajaron juntos. No fue hasta 1957 cuando los actores y cantantes se enamoraron durante el rodaje de la cinta "El rayo de Sinaloa: La venganza de Heraclio Bernal". Sería en 1959 cuando se casaron por el civil, en una ceremonia de lo más sencilla en el Rancho El Soyate. Guillermina Jiménez Chabolla contó anteriormente en una entrevista, que para poder contraer matrimonio, primero tuvieron que darle solución a algunos problemas:

Es que había muchos problemas, él tuvo que solucionar sus problemas y yo los míos, de repente (la boda por el civil) fue en El Soyate después de mucho tiempo, llegó el juez y ahí nos casamos, fue para mí precioso, muy lindo.

Muchos años después, Antonio Aguilar y Flor Silvestre celebraron su boda religiosa. El periodista Juan Carlos Cuéllar narró en su columna en el diario Excélsior: "un momento muy importante en la vida de don Antonio Aguilar fue su boda religiosa con doña Flor Silvestre. Al tener los dos matrimonios anteriores, no se habían casado por la iglesia, así que ya con más de 31 años de vivir juntos y unidos por una boda civil, decidieron casarse en los años 90 en una ceremonia que se llevó a cabo en el rancho El Soyate, en Zacatecas, propiedad de la familia Aguilar".

Muchas personas aseguran que empezaron a creer en el amor, al ver juntos a Flor Silvestre y Antonio Aguilar. Foto: Instagram @florsilvestrefc

El cantante Antonio Aguilar vistió de charro, un traje de gala negro y Flor Silvestre, vestida con un lindo ajuar blanco. Cuentan los invitados que durante la misa los novios fueron regañados por el sacerdote, porque tardaron muchos años en casarse por la iglesia.

Juan Carlos Cuéllar contó que tuvo el privilegio de estar presente en la boda religiosa de Flor Silvestre y Antonio Aguilar. "Más de 500 invitados disfrutaron de la amabilidad de don Antonio Aguilar y su familia. Echaron la casa por la ventana, pero sin olvidar sus raíces, también invitó a las personas que lo ayudaron en los inicios de su carrera. Por supuesto que los habitantes de la población de Tayahua, Zacatecas, disfrutaron de la boda de su hijo predilecto".

Luego de más de 30 años juntos, Antonio Aguilar y Flor Silvestre celebraron su boda religiosa. Foto: Instagram @florsilvestrefc

En el conocido tema "Y llegaste tú", Flor Silvestre canta: "antes de conocerte todo eres triste sin ilusión, eran mis noches frías y un gran vacío es el que llenaba a mí corazón, pero cuando llegaste de mi arrancaste tanto dolor, me motivaste a amarte con tu cariño y tu ternura, mi vida cambio". La cantante y actriz manifestó en el documental "Mi destino fue quererte", que está canción representa su historia de amor con Antonio Aguilar:

La canción me gusta mucho porque parece lo que hicimos nosotros, llegaste tú (Antonio Aguilar) trayendo un sueño lleno de ilusión, así llegó él, a hacer el espectáculo, andar de gira, hacer mi casa (en el rancho El Soyate), todo el tiempo ocupado en cosas para los dos.

También te puede interesar:

Flor Silvestre, antes muerta que sencilla, así luce la mamá de Pepe Aguilar a sus casi 90 años de edad

Así de bella era Flor Silvestre, abuela de Ángela Aguilar, en su juventud

Las historias de Flor Silvestre, sus amores y los celos de Antonio Aguilar

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo