Show

Felipe Martínez Carbonell, creador de diversos mundos dentro del cine

Inspirado por los movimientos #MeToo en Estados Unidos y "Ni una menos", en Argentina, el director y productor de cine Felipe Martínez Carbonell realizó el cortometraje "Retrato Imaginario"
 

Por  Francisco Inzunza

Felipe Martínez Carbonell también produce comerciales y videos institucionales para empresas e instituciones.

Felipe Martínez Carbonell también produce comerciales y videos institucionales para empresas e instituciones.

Felipe Martínez Carbonell desde pequeño ha tenido muchas pasiones, como la fotografía, la pintura y la arquitectura. Recuerda que cuando era niño le gustaba pintar, dibujar y escribir. Todas estas pasiones las pudo ver reflejadas en el mundo del cine, por lo que no dudó en estudiar esta carrera. "Mi papá es arquitecto, yo lo veía a él dibujar planos, mi mamá es decoradora de interiores, así que también estuve cerca de todo el mundo del diseño, creo que estos mundos se conectaron y me influyó a mí en mi decisión de hacer cine, obviamente que también desde muy chico me encantaba ver películas", compartió el director y productor de cine en una charla con EL DEBATE.

El estudiar cine también tuvo la influencia de que la familia de Felipe Martínez estuvo vinculada en el mundo de la cultura. Su abuelo, por ejemplo, era coleccionista de cuadros y fue presidente de un teatro muy importante en la ciudad de Rosario, de la provincia de Santa Fe, Argentina. "Siempre estuve conectado al mundo del teatro, eso definitivamente me tocó y me hizo posible la idea de vivir como artista, de hacer una vida como artista y no otra profesión más tradicional que veía que mis amigos, compañeros y familiares seguían".

¡Bien! Te has suscrito a notificaciones

Configura y elige tus preferencias

Uno de los más recientes proyectos del director de cine Felipe Martínez Carbonell es el cortometraje "Retrato Imaginario", un proyecto que nació estando en Los Ángeles, California trabajando en diversas producciones para otros directores de cine, además de trabajar con reconocidos actores de Hollywood. "Tenía la necesidad y la urgencia de querer hacer mi propio cortometraje y utilizar todas las herramientas que recolecté en mi camino en Los Ángeles y todo lo que aprendía".

En Estados Unidos Felipe Martínez Carbonell creó Hemisphere Media, donde tuvo la oportunidad de trabajar con una variedad de clientes, por ejemplo, la agencia de publicidad "Acento Advertising", Banner Health, FAB-gallery y para distintos artistas estadounidenses e internacionales. Foto: cortesía

Los movimientos #MeToo (que sacudió a la industria del cine) y el movimiento "Ni una menos", en su natal Argentina, lo inspiraron a escribir, producir y filmar "Retrato Imaginario". Felipe Martínez Carbonell argumentó que "me inspiró lo que estaba sucediendo con las mujeres alrededor del mundo, quise reflejar eso en esta historia de terror, suspenso y fantasía".

Yo también como integrante de la comunidad gay me sentí conectado, creo que este movimiento feminista no es solo para las mujeres, sino también para cualquier persona que se siente o se sintió en una situación de opresión en algún momento de su vida.

¿De qué trata el cortometraje "Retrato Imaginario"? La trama presenta a una joven artista con cierto desequilibrio mental, quien se conecta con su difunta madre por medio de la creación de un retrato familiar. En detalle, la historia principal se centra en Valeria, quien dibuja el retrato de su familia para el aniversario de la muerte de su madre.

El director de cine Felipe Martínez Carbonell durante el rodaje de su cortometraje "Retrato imaginario". Foto: cortesía

El lado B de la historia es la necesidad de liberarse de su padre y abuelo con la ayuda de su difunta madre. Es decir, su mamá representa la libertad y la generación pasada de mujeres. Valeria representa la mujer de la actualidad, que está preparada para luchar por su libertad. Ambas historias se cruzan dando como resultado "Retrato Imaginario".

'Retrato Imaginario' lo que aportó a mi persona fue darme cuenta de agregar en mis films no solo entretenimiento, sino también una dosis de consciencia social al público, me di cuenta que es algo muy posible, incluso nutre al film como nutre a la audiencia, agregar ciertos contenidos intelectuales por decirlo de una forma.

"Es algo que voy a seguir haciendo, ya que estoy muy contento con los resultados de Retrato Imaginario, y creo que también hay una audiencia ahí afuera que le gusta este tipo de contenidos, como dice Tarantino: 'la audiencia soy yo', y creo que con eso él está diciendo que los gustos que tiene uno, también hay mucha gente que tiene los mismos gustos, creo que lo mismo pasa conmigo".

Como director y productor de cine Felipe Martínez Carbonell cuenta historias que llevan a la audiencia a otro mundo: "me gusta crear mundos dentro de otros mundos en mis historias, así de esa forma llevo al espectador a otro universo, cuando digo llevar a otros mundos, lo que realmente estoy diciendo es disfrazar nuestra realidad de una forma para entretener a la audiencia".

El cineasta considera que el público, al ver una película, busca distraerse, "irse a otro mundo, entrar a la vida de otra persona, ver el mundo con otros ojos, ver una historia desde otro punto de vista".

Su primer cortometraje, "Llantos", fue seleccionado por la Federación de Escuelas de Imagen y Sonido de Latinoamérica (FEISAL) para ser proyectado en Latinoamérica. Del cortometraje antes mencionado hasta "Retrato imaginario", muchas cosas han pasado en la vida de Felipe Martínez. "Crecí mucho tanto en lo personal como en lo profesional, ya que en el medio me fui a vivir a Estados Unidos, aprendí mucho, vi otra parte del mundo, conocí mucha gente que obviamente no había visto nunca en mi vida, culturas que nunca había visto en mi vida, hablé lenguajes que nunca había hablado en mi vida, creo que todo eso me sirvió en lo personal pero también como artista".

En la opinión del director de cine, un artista para poder contar historias, tiene que vivir esas historias, tiene que experimentar:

Como voy a contar una historia de qué es la soledad si nunca me sentí solo, como voy a contar una historia de opresión si nunca me sentí oprimido, creo que los cineastas tenemos que experimentar las historias que vamos a contar antes de contarlas.

En este camino que ha recorrido desde su primer cortometraje "Llantos", lo antes explicado le ha servido de mucho: "experimenté muchas cosas y me siento capaz de poder mostrarlas en mis historias".

En los sueños que anhela, está el seguir produciendo las historias le que gusta contar y que esas historias, puedan llegar a muchas más personas. A las futuras generaciones de cineastas, Felipe Martínez Carbonell les comparte esto: "como artistas nunca den por vencido su arte, el mundo sin arte no es nada, el mundo sin ellos es menos, nacer artista es más una decisión, todos nacemos artistas, pero uno decide seguir siéndolo o dejar de serlo, para ellos que deciden seguir siendo artistas, deben ser consciente de que llevamos con nosotros una carga muy importante para la sociedad y no solo decir que somos artista, sino hacer concientizar a la sociedad que ser artistas es tan importante como ser abogado, médico o arquitecto, seguir contando historias y no dejar que nadie te impida hacer tu pasión".

Felipe Martínez Carbonell y la protagonista de su cortometraje "Retrato imaginario". Foto: cortesía

También te puede interesar:

Angely Gaviria y Carmen Eguiluz unidas por la magia de "Siempre Bruja"

Luis Alberto, otro digno Fernández defensor de la música vernácula

Elyfer Torres aprendió la lección y rompió con los estándares de belleza

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y entérate de todo