Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

Mexicanos al grito de triunfo en los Oscares

ENTRETENIMIENTO

México, D.F. (El Universal) Todo está puesto en la mesa para que los premios de la Academia reconozcan a lo más sobresaliente de la industria fílmica este domingo 2 de marzo y esta vez, los mexicanos tienen un lugar predilecto dentro de los favoritos para llevarse la estatuilla.

Favorito mejor director: Alfonso Cuarón

"Gravedad" fue el sueño considerado imposible por muchos años de Alfonso Cuarón. Tras consejos de maestros en el cine como James Cameron o David Fincher, el mexicano decidió esperar algunos años para llevar a la pantalla grande su deseo y cuando por fin lo hizo, los resultados fueron avasalladores, incluso para él.

A Cuarón sólo le bastaron las figuras de dos de los más solicitados actores en Hollywood, Sandra Bullock y George Clooney, para darle el lado humano a su película, porque al verla el verdadero protagonista es el espacio y su inmensidad. Ahora pasará de ser la promesa del cine mexicano cuando estrenaba "Sólo con tu pareja" (1991) a convertirse en uno de los realizadores de la meca del cine internacional, más importantes en la actualidad, después de luchar por permanecer en Hollywood y dar productos audiovisuales memorables como "Grandes esperanzas" (1998) y "Niños del hombre" (2006).

No hay otro director en los nominados que haya conseguido la perfección visual hecha por Alfonso, ni la trayectoria de Martin Scorsese, el entusiasmo tras la cámara de David O. Russell, la emotividad de Steve McQueen o la sobriedad de Alexander Payne; es el mexicano quien además, pudo convertir una experiencia personal en un tratado sobre la lucha por sobrevivir en el espacio, ayudado un poco por la mente de su hijo Jonás Cuarón detrás del guión de la cinta y ahora, verá su ardua labor más que recompensada.

Favorita mejor película: "12 años como esclavo"

Películas sobre lo cruda que fue la época de la esclavitud en Estados Unidos, hay muchas, pero pocas contienen el significado que Steve McQueen consiguió con su tercer largometraje. Producida por Brad Pitt (quien también cuenta con un breve rol en el filme), "12 años como esclavo" es tan desgarrador como conmovedor y honesto, por eso no sólo ganará el premio de la Academia, sino que lo hará porque se lo merece. "Escándalo americano", tiene todo el estilo de algo que haría Martin Scorsese, "Gravedad" es exquisita en cuanto a lo visual y "El lobo de Wall Street" es un exceso en todos los aspectos puesto en pantalla.

Pero el trabajo de McQueen apela de manera equitativa a lo emotivo y a la razón humana, algo que falta en las otras nominadas y aunado a eso, tiene todo para convertirse en una película que pase a la posterioridad y se conserve hasta como una lección de historia para futuras generaciones, por el hecho de ser una adaptación de las memorias hechas por Solomon Northup en 1853, razón por la que seguro, también se llevará el Oscar al Mejor Guión Adaptado.