Conéctate a El Debate

O conéctate con...

Usuarios registrados

Cancelar

0 0
  • Show
  • Ciudad de México

Televisa, el drama real

Televisa está perdiendo televidentes debido a su dificultad para adaptarse al cambio de gustos y las nuevas tecnologías

Foto: @Televisa

Televisa acaba de cerrar un año que se prevé será el menos rentable de la compañía en más de una década.

Cancelaron contratos lucrativos, desecharon programas emblemáticos, eliminaron puestos de trabajo y los ejecutivos se defendieron de acusaciones no comprobadas de soborno.

En Diciembre de 2016 la familia Azcarraga canceló su fiesta anual de Navidad plagada de famosos.

El 2017 no parece ser mucho mejor.

Televisa está perdiendo televidentes debido a su dificultad para adaptarse al cambio de gustos y las nuevas tecnologías, lo que lo hizo vulnerable a las incursiones de Netflix Inc. y HBO en México.

Además, la presidencia de Donald Trump amenaza con debilitar a la segunda mayor economía de América Latina y poner presión a los dólares por concepto de publicidad, mientras que una caída de dos años en el valor del peso hace más difícil que Televisa pague su deuda en dólares usando la moneda local.

“El entorno para Televisa es muy complicado”, dijo Jorge Unda, quien administra unos 35 mil millones de dólares de activos en su calidad de director de inversiones para América Latina de Banco Bilbao Vizcaya Argentaria en la Ciudad de México.

Las acciones y los bonos de la compañía reflejan preocupación. Sus certificados estadounidenses de depósitos en custodia han perdido casi la mitad de su valor desde junio de 2015 y el bono de mil millones de dólares de Televisa que vence en 2045 ha perdido desde septiembre 17 por ciento a 87.6 centavos por dólar de valor nominal.

Por ser la segunda acción más líquida de México en el referencial IPC, Televisa también se ve más castigada por los inversionistas que quieren reducir la exposición a México en general, dijo Unda.

Mejora Operaciones

La empresa planea cambiar de rumbo y mejorar sus operaciones, dijo el jefe de contenido José Bastón en una conferencia telefónica con inversionistas en octubre.

Televisa eliminó unos mil 200 puestos de trabajo en el tercer trimestre y otros más desde entonces como parte de un esfuerzo general de reducción de costos.

Hasta ahora, ha convencido a muchos anunciantes de quedarse, de modo que la caída de la audiencia aún no se refleja totalmente en las utilidades.

También se contrató a un experto de primer nivel en audiencia hispana para renovar la programación de su horario central, desechando algunas de las telenovelas que gustan a las viejas generaciones y desarrollando contenido que puede competir con programas como el éxito de Netflix 'Club de cuervos'.

La oferta de Televisa para transformar su negocio no pasa desapercibida para el inversor Chris Marangi, co-presidente de inversiones de Gamco Investors. Es un poseedor de acciones de hace mucho tiempo y dice que aún ve oportunidades de crecimiento. Él sólo espera que retornos más pronto que tarde.

"Uno siempre desea que vayan más rápido", dijo Marangi en una entrevista telefónica desde Nueva York.

Denuncias

En medio de las dificultades operativas de Televisa, un informante anónimo envió una carta de 15 páginas a la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos (SEC) en mayo, que acusaba a ejecutivos de la empresa de promover propaganda política en los espectadores y luego embolsarse millones de dólares de los gobiernos federal y estatales.

Esto se transformó en una distracción de meses de duración para el directorio de la empresa y sólo se calmó en los medios locales después que la compañía dijo que una investigación externa concluyó que las acusaciones eran falsas.

En septiembre, Megacable Holdings anunció que 12 de los canales de televisión de paga de Televisa ya no estarían disponible para los suscriptores debido a una disputa contractual.

Un mes más tarde, Netflix y Televisa se separaron en un acuerdo para retirar programación de la firma mexicana de su plataforma.

Televisa también se enfrenta a desafíos con su audiencia en Estados Unidos, que ve contenidos distribuidos por su socio Univision

Los espectadores más jóvenes en busca de contenido más fresco recurren cada vez más a su rival Telemundo, que está produciendo programas sobre el tráfico de drogas y otros temas que están resonando bien con la población hispana-estadounidense, dijo David Joyce, analista de Evercore.

Con información de El Financiero

Tambien te puede interesar