Policiaca

“Ahorita voy mami”, el último mensaje de Nancy a su madre

La madre de una de las víctimas del "Monstruo de Ecatepec" revela lo que su hija le dijo momentos antes de desaparecer

Por  Agencia Reforma

Foto: Archivo Reforma | Foto: Archivo Reforma

Foto: Archivo Reforma | Foto: Archivo Reforma

Ecatepec, México .- “Ahorita voy mami porque estoy con Martha y Carlos, voy a ir a su casa", fue lo último que le dijo por teléfono a María Eugenia su hija, víctima de la pareja feminicida de Ecatepec.

 La mañana del 6 de septiembre, Nancy Noemí fue visitada por su madre en su domicilio, en la Colonia Jardines de Morelos, pues acordaron festejar un cumpleaños por la tarde, celebración que nunca llegó.

 Hacia las 15:00 horas de ese jueves, María Eugenia se comunicó con su hija para saber dónde estaba y hablar sobre los preparativos de la fiesta, que tendría lugar dentro de tres horas en el domicilio de la abuela.

 Nancy Noemí, de 28 años, había salido con su hija, de 2 meses, a encontrarse con la pareja que supuestamente le vendería ropa para la bebé.

 Siete años atrás, la madre de tres niñas conoció a Juan Carlos Hernández y Patricia Martínez, mientras rentaban en la misma unidad habitacional.

 "Desde que los conocí como vecinos de mi hija a mí nunca me gustaron esas personas", platicó María Eugenia.

 "Martha (nombre con el que conocían a Patricia, de 38 años) nunca salía de su casa, siempre estaba encerrada, sólo iba a trabajar en un bar y Carlos le pegaba bien feo al único niño que tenían en ese entonces y no trabajaba".

 Al no aparecer su hija, María Eugenia la llamó al celular varias veces sin obtener respuesta hasta que fue apagado.

 "Él (Juan Carlos, de 33 años) a mí me habló una semana después por teléfono, él me citó, tengo los mensajes que me mandó, que quería hablar conmigo, que quería llevarme a su casa para que viera yo que ellos no tenían nada que ver con la desaparición de mi hija", recordó.

 Desde ese momento, María Eugenia estaba segura de que la pareja tenía a su hija y a su nieta, por lo que acudió a las autoridades y se enteró de que otras dos mujeres, Arlet Samanta y Evelyn, también habían tenido contacto con las mismas personas antes de desaparecer, ambas este año.

 "Les dije que Martha y Carlos tenían a mi hija, nada más que yo no sabía dónde vivían", agregó.

 Las autoridades municipales no actuaron y fue hasta que la Subprocuradora Dilcya García Espinoza tomó el caso que comenzó a haber avances en las investigaciones, aunque el Alcalde electo de Ecatepec, Fernando Vilchis, recientemente pidió su renuncia por los hechos.

 "En el momento que yo conocí a la maestra Dilcya ella me hizo caso, ella me dijo 'yo le juro por mi madre y mis hijos que yo le voy a entregar a su hija y a su nieta', y fue así como me hicieron caso", mencionó.

¡Investiga Fiscalía venta de huesos!

La Fiscalía mexiquense informó que existe una línea de investigación abierta para determinar si es cierto que la pareja feminicida de Ecatepec vendía los huesos de sus víctimas y, de ser así, quién los compraba.

De acuerdo con información de las primeras audiencias, Juan Carlos y Patricia descuartizaban a las mujeres y después utilizaban para varios fines sus restos.

Entre estos, los huesos los limpiaban y vendían a santeros por más de mil pesos, los cuales usan en los rituales y trabajos que realizan, según contó una persona que conocía a la pareja.

"Sabemos que los huesos los limpiaban y se los vendían en más de mil pesos a varios santeros, uno de ellos tiene su negocio cerca del Metro Múzquiz", relató.

No te pierdas las últimas noticias

Suscríbete a las notificaciones y enterate de todo