Prevenir es la clave para evitar accidentes con el árbol navideño

Las luces en mal estado pueden provocar incendios, sobre todo cuando el pinito es natural

Por  Ramón López

Hay varios factores que hay que revisar para evitar accidentes en Navidad.(Copyright (c) 1998 Hewlett-Packard Company)

Hay varios factores que hay que revisar para evitar accidentes en Navidad. | Copyright (c) 1998 Hewlett-Packard Company

A estas alturas del año, mucha gente ya se encuentra poniendo el arbolito en sus casas y otros más ya lo hicieron, lo cual hace ver el espíritu navideño en los hogares, pero no todo es ver la casa bonita y la gente feliz, sino que detrás de todo eso debe haber una supervisión previa de los adornos, principalmente las luces y extensiones, con el fin de evitar un incendio u otro tipo de incidentes.

De acuerdo con el coordinador de Protección Civil en Salvador Alvarado, Luis Alberto Gastélum Camacho, lo importante es revisar cuidadosamente las extensiones antes de colocarlas, ya que debido a la forma en que mucha gente las guarda, se dañan de un año para otro. 

“También es muy importante evitar conectar muchos enchufes al mismo conector, para no sobrecargarlo y no sobrepasar esa carga de corriente que nos podría generar un tipo de incendio”, señala. 

Asimismo, explica que antes de irse a dormir, es conveniente apagarlas, porque si pasan encendidas toda la noche también podría ocurrir algún incidente, más que nada cuando se pone un pino natural, pues estos se incendian en cuestión de segundos. 

Entre lo que hay que revisar de las luces navideñas antes de instalarlas, es que no se vean los cables quemados, pues si un foco o el cable se ve de color negro en alguna parte, eso indica que está dañado y podría generar un cortocircuito si se pone así.

Es recomendable que en los hogares se cuente con la cultura de la Protección Civil y se tenga un extintor para estar preparados en caso de un siniestro, estos pueden costar alrededor de unos 500 pesos, y comparado con las pérdidas que puede provocar un incendio, es una inversión bien hecha.

Gastélum Camacho comenta que, a nivel local, no hay una gran estadística de incendios provocados por las luces navideñas, pero en gran parte del país sí existe. 

“Incluso en muchas partes prenden alguna veladora o algo para celebrar el nacimiento de Jesús, entonces sí es de estarlo cuidando. Si tienes niños, estarlos checando para que no estén jalando las luces, que no estén jalando el pinito y se pueda ocasionar algún accidente”, explica. 

En cuanto a los niños, es preferible que los adornos navideños sean grandes, de tal manera que los peques no los puedan ingerir ni lesionarse con ellos.

Además, es importante monitorearlos constantemente para evitar algún percance, “si los niños son muy hiperactivos, con tal de estar cerca del pinito, pues sí se lo pueden echar encima. Hay que estarlos cuidando, pues al momento de que los niños los jalan, pueden jalar la extensión y provocar algún corto”.