No Usar

Bomberos urgen ayuda financiera

 Los socorristas carecen hasta de uniformes debido a la falta de apoyo  de las autoridades

Por  María Elena Ibarra

Los socorristas durante una de sus reuniones de evaluación.(Foto: EL DEBATE)

Los socorristas durante una de sus reuniones de evaluación. | Foto: EL DEBATE

Escuinapa.- La misión de Bomberos Voluntarios es salvar vidas, sin importar poner en riesgo las suyas al acudir a las emergencias que se registran en el municipio. A pesar de que el sueldo que se les brinda es mínimo, carecen de seguro médico y se trasladan en unidades que presentan fallas mecánicas, su vocación de servir es más fuerte y se mantienen firmes a esta corporación.

Carolina Urrea Coronel, administradora de Bomberos Voluntarios, lamentó que esta institución ha permanecido en el olvido de las autoridades municipales, quienes ni siquiera les han brindado uniformes o apoyos para tener un mejor salario o seguro médico que avale su profesión.

“Desgraciadamente, el municipio no ha volteado a ver a Bomberos Voluntarios, ni siquiera para brindarles uniformes a los elementos. Muchas veces me gustaría que se acercaran por lo menos con el servicio médico para los muchachos. La mayoría tiene Seguro Popular, pero también se sufre mucho con las carencias en medicamento. Ha sido el patronato el que los apoyó en caso de alguna enfermedad”, precisó Urrea Coronel.  

Las restricciones

Comentó que a pesar de estas circunstancias, de los 12 elementos que integran la corporación, solo seis perciben un salario, el resto son voluntarios, quienes en 2018 atendieron 174 siniestros, sin contar las llamadas de falsa alarma. 

La más reciente fue la semana pasada, en que tuvieron que mover el camión hasta Teacapán, sin importar el riesgo que corren los elementos al trasladarse en carretera y sin contar que para mover esta unidad se requiere de aproximadamente 3 mil pesos.

“Contamos con equipos, no nuevos, todos traen fallas, pero hemos logrado darles su mantenimiento. Actualmente tenemos problemas con algunos de los vehículos, literalmente estamos trabajando al día, y la verdad, sí necesitamos ayuda”, expresó la administradora de Bomberos Voluntarios.

Las necesidades

Urrea Coronel hizo hincapié en que Escuinapa ya creció, ya hay más gasolineras, más vehículos, más incendios en casa habitación, sin contar los incendios parcelarios que generan que los elementos de Bomberos Voluntarios aumenten su trabajo. 

Comentó que el camión actualmente presenta una falla en la máquina, que tienen que gastar tres cubetas de aceite mensual, ya que necesita una reparación que cuesta 130 mil a 150 mil pesos.
Hay dos camionetas a las que les urge un mantenimiento, desde motor y cambio de llantas, que han sido utilizadas para atender infinidad de emergencias y ha servido para efectuar traslados de personas en desgracia. 

Explicó que Bomberos Voluntarios sobrevive con un subsidio 640 mil pesos al año. Este recurso es aplicado para el pago de seis elementos para la operatividad de la corporación y el mantenimiento de las unidades.

Urrea Coronel dijo que ya han buscado el acercamiento con Emmett Soto Grave, presidente municipal, pero no han podido acordar una reunión. Al parecer esta semana se podría efectuar un acercamiento con el mandatario, al que solicitarán su apoyo para rescatar esta corporación y que los elementos tengan mejores condiciones laborales.