La comuna prepara un plan para vivienda digna

Se están construyendo mil 200 pisos firmes, con un avance de un 50 por ciento

Por  Pedro Quintero

Una de las colonias de precaristas que constituye la zona prioritaria.(Foto: EL DEBATE)

Una de las colonias de precaristas que constituye la zona prioritaria. | Foto: EL DEBATE

El Rosario.- “Aunque se apoyó en el tema de vivienda este 2018, el municipio de Rosario tiene todavía una necesidad grande”, comentó el director de Planeación y Desarrollo Social, Javier Estrada.

Señaló que hay un aproximado de 600 personas registradas que aún carecen de casa, y que difiere de las cifras de Coneval, que solo marca la necesidad de 480 viviendas. 

En cuanto a techos seguros, hay alrededor de 470 solicitudes.

Señaló que el año pasado 83 personas se beneficiaron del programa de vivienda, en su modalidad de recámaras adicionales, 154 con techos, y se están construyendo mil 200 pisos firmes, con un avance de un 50 por ciento.

Hasta el fin de semana no había una bolsa asignada para este 2019. Foto: Pixabay

El desfase

El funcionario informó que los apoyos se concentran en las zonas marcadas como áreas prioritarias por alta marginación, y por lo tanto con mayores necesidades, pero este se basa en el censo del Inegi que se realizó en el 2010, que entonces tenía desfasado ocho años.

Comentó que la ciudad de El Rosario cuenta con dos Zonas de Atención Prioritaria (ZAP), las cuales son Pedro Ibarra, Juan S. Millán, Bonifacio Rojas, Potreritos, la colonia donde se encuentran los tanques de bombeo, y Marcelo Loya.

La otra parte de la zona prioritaria está integrada por la colonia Luis Donaldo Colosio, un pedazo de la Genaro Estrada, y la colonia conocida como Las Yacas, en Aguaverde.

Nuevas tareas

Javier Estrada reconoció la importancia de ampliar las Zonas de Atención Prioritaria, y fue un tema que se trató recientemente con el subsecretario de Desarrollo Social, Óscar Camacho, pues hay colonias que no están en estas zonas pero tienen muchas necesidades; las colonias son: Manuel Pineda, El Tierral, Exreal de Minas y la comunidad de Chilillos.

El funcionario comentó que hay muchas personas con necesidades, pero como los apoyos se basan en el censo del Inegi, muchos no acceden a estos beneficios; es por esto la urgencia de ampliar el ZAP. 

“Nosotros tenemos comunidades que están solas y están dentro de las partes de alta prioridad o alta marginación, como son Los Tambos, Quebrada Verde, que no tienen población o tienen muy poca. También colonias como Potreritos”, señaló.