Ahora puedes personalizar la edición que más se ajusta a tus preferencias.

Nuevo
Policiaca

Despiden con honores a Policía Estatal asesinado en Aguaruto, Culiacán

Llegaron con sus restos al Complejo de Seguridad Pública, donde ya lo esperaban amigos, familiares y compañeros

Por: Hernán Alfáro

Sus compañeros estuvieron firmes a un costado del féretro donde estaban los restos del oficial Miguel Ángel.(Foto: José Betanzos / El Debate)

Sus compañeros estuvieron firmes a un costado del féretro donde estaban los restos del oficial Miguel Ángel. | Foto: José Betanzos / El Debate

Culiacán, Sinaloa.- Fósforo o Panchito, como era conocido dentro de la Policía Estatal Preventiva, ayer por la tarde fue despedido con honores en las instalaciones del Complejo de Seguridad Pública, en donde lo reconocieron como un agente valiente, entregado y, sobre todo, capaz de cumplir con sus labores, por más difíciles que estas fueran.    

Miguel Ángel N., quien duró 17 años como elemento activo, y fue asesinado la tarde del pasado miércoles en la sindicatura de Aguaruto a manos de un grupo de jóvenes pistoleros que portaban armas largas.

La llegada

En una carroza blanca llegaron con el cuerpo de Miguel Ángel, el cual bajaron sus compañeros de oficio en un ataúd color madera.

Ya lo esperaban decenas de personas, entre ellas altos mandos, oficiales, amigos y familiares, a quienes el dolor embargaba.

Momento en que el cuerpo llegar para su homenaje póstumo. Foto: José Betanzos / El Debate

Cada quien se colocaba en sus lugares, mientras que al féretro de pronto se le encimó una fotografía de Panchito. Era reluciente su sonrisa, al ser considerado una persona alegre. 

Carlos Alberto Hernández Leyva, subsecretario de Seguridad Pública, dio las gracias a los presentes,  sobre todo a amigos y familiares, y posteriormente despidió a Panchito como uno de los mejores elementos de la corporación.

Momento en que bajan el cuerpo del auto fúnebre. Foto: José Betanzos / El Debate

Agregó que siempre estuvo consciente de la condiciones del trabajo y reprochó el actuar de los delincuentes que lo privaron de la vida, al considerar que actuaron como cobardes.

Asimismo, fue reconocido como un agente preparado con estudios de licenciatura y además con diversos arrestos de elementos de la delincuencia organizada.

Policías estatales custodian el cuerpo del policía asesinado en Aguaruto. Foto: José Betanzos / El Debate

Posteriormente se procedió a dar el último pase de lista, en el cual sus compañeros expresaron al unísono la palabra “presente”, y efectuaron un disparo de salva al aire, mientras la banda de guerra de la Secretaría de Seguridad Pública y Tránsito Municipal de Culiacán realizó el toque de silencio.

Tras finalizar el acto, el secretario de Seguridad Pública de Sinaloa, Cristóbal Castañeda Camarillo, hizo entrega a la familia de la bandera de México que estuvo sobre el ataúd, además de dirigir unas palabras de consuelo.

En esta nota: