Sinaloa

Sobrevivientes de Odile esperan pronto salir a pescar

NAVOLATO

Por: Luis Enrique Moreno

Culiacán, Sin.- Ramón Guadalupe Delgado García, pescador de Altata, da las gracias porque volvió a nacer.

El pasado domingo, la marejada y mal tiempo que provocó el huracán Odile en la costa de Sinaloa, volteó la panga en la cual viajaban él y su primo, quienes terminaron con algunos raspones.

Su esposa y familia vivieron momentos de angustia al desconocer su paradero. Durante tres horas los pescadores se mantuvieron a flote hasta que ribereños de Las Aguamitas los rescataron.

Mal tiempo. Después de percatarse del mal tiempo que se sentía en alta mar, y luego de cosechar 150 kilos de camarón, él y su primo emprendieron camino hacia la bahía de Altata para resguardarse.

Venían junto a otras pangas, que también buscaban refugio pero "al querer cruzar por la boca, después de tanto oleaje alto, una ola nos cayó en la panga y nos lanzó fuera. Mi primo salió volando más de 100 metros, se vino nadando hasta donde estaba la panga y ahí estuvimos agarrados tres horas, el oleaje nos caía en la cara, en la boca".

Fue la última ola la que provocó el siniestro y les faltaba aproximadamente 300 metros para ponerse a salvo.

Gracias a un tambo donde transportaban gasolina, y que estaba un tanto vacío, pudo mantenerse a flote y agarrarse de la panga volteada.

Ramón Delgado sintió adrenalina, temor y pavor, pues la fuerza del mar la sentía por todo su cuerpo, "no nos soltamos la mano mi primo y yo, no nos desesperamos, fuimos muy fuertes".

Afortunadamente, pescadores de Las Aguamitas los vieron y los trasladaron a tierra firme: Fausto Verdugo Aguilar y Adolfo de Jesús Ramírez Inzunza.

Pide apoyo. El pescador ahora comenzará a trabajar desde cero. Perdió su panga, los 'changos' para la pesca, tablas, líneas. Pide el apoyo para volver a comprar una panga, un motor marítimo e instrumentos para llevarle el sustento a su familia.

En esta nota:
  • navolato
  • marineros
  • pesca
  • odile